Feeds:
Entradas
Comentarios

Agradecimientos

Tenía pensado abrir el blog agradeciendo a los compañeros que mantienen viva la memoria de esta línea en particular y de todas las cerradas en 1895 en general.

Sin ellos, su trabajo e ilusión, posiblemente no quedara rastro, ni memoria de lo que fue (fueron) una línea que durante casi 100 años llevó el progreso y la modernidad tan necesaria a esta parte del Oeste de España.

Son unos pocos los enamorados que se resisten a enterrar la memoria de llas líneas cerradas. Poco a poco iré presentándolos.

Pero de entre ellos destacan los compañeros de Zamora, con su página web tren zamora. Luis Cortés Zacarías , Santiago Sánchez Velasco, Luis Cortés Moreno, Jose Luis Descalzo, José Chamorro, Victor Sierra, Raquel Descalzo, Ana Lobo, Raul Gómez y José Vidal.

Su página es el faro que mantiene viva la poca luz y memoria que queda del Palazuelo- Astorga.

Ánimo compañeros/as. No desfallezcais, que mas pronto que tarde vamos a conseguir que se vuelva abrir esta línea que nunca se debió cerrar.

trenzamora.jpg

Anuncios

Parece ser que por las líneas cerradas no pueden pasar trenes,…excepto si somos los jefes de infaestructuras y llevamos a los amigotes a dar una vuelta. Eso ha pasado hace unos días en la línea de la Fregeneda (Salamanca).

Vamos, que hacemos como el señorito que invita al cortijo a sus compañeros de fiesta. Una mañana los jefes se levantan y se dicen; quedamos un día de estos y nos acercamos a «revisar si han robado algo o han edificado en su entorno, tomar unas cañas y echar un cigarro en la frontera y volver a casa».

No se preocupen, señores, que no han robado nada. ¿Observaron cómo todo el patrimonio estaba intacto?. Eso es por lo bien que lo cuida ADIF ahora y antes RENFE.

En fin, supongo que por lo menos se costearon el viaje. ¡Ah!. ¡Que no!, ¿Que lo hemos pagado los curritos que no podemos usar esa línea?. ¿Y las cañas y el tabaco?

Je, je,… Toma deficit. ¿No les recuerda esto a tiempos en los que se inauguraban muchos pantanos?

A continuación una bonita foto de la estación de Hinojosa en “perfecto estado de conservación”, con nadita, nada robado.

hinojosa.jpg

qbquintan1.jpg

Me encuentro en la página de Tranvía portal una noticia buena para el ferrocarril. Las obras de recuperación de la línea Quintanilla- Barruelo, (Ramal de la Santander- Palencia). Es una buena noticia para las esperanzas de apertura de otras líneas.

Parece ser que le espera una nueva vida dedicada a los trenes turísticos. Menos es nada.

En fin, mirad unas bonitas fotos de las obras de renovación, Observad el trabajo en la estación. ¡Qué envidia!

qbquintan2.jpg

qbquintan3p.jpg


Aunque Renfe en su momento dijo que cerraba la línea al trasporte de viajeros, en realidad fue en abandono total y absoluto del Palazuelo- Astorga. Y digo abandono en el sentido de la retirada que hacen los ejecitos tras la derrota, dejando el territorio a su suerte.

RENFE DEJÓ TODO EL PATRIMONIO FERROVIARIO ABANDONADO. Estaciones, vías, señalizaciones, edificios, etc, quedó al albur de quien quisiera robar, destrozar, quemar, derrumbar, … lo que era y es de todos. Renfe no movío un dedo, ni se gastó una peseta de entonces, en cuidar mínimamente un patrimonio, que HA DESAPARECIDO CASI POR COMPLETO.

Quien recorra un poco de lo que fue esta línea podrá observar que queda muy poco de que había en 1985 y que lo poco que queda tiene un grado de deterioro extraordinario.

Me atrevo de decir, que salvo en algunas excepciones, de aquí a no más de 5 años no quedarán apenas vestigios de lo que constituye y constituyó una parte importante de la historia de estos territorios olvidados.

Como propietaria de la línea, Renfe tiene una parte no pequeña de responsabilidad al no haber cuidado un patrimonio de todos.


El cierre de la línea vino (cómo no), acompañado de las consiguientes promesas de mejorar de forma rápida y sustancia las comunicaciones por carretera.

Eran los tiempos en los que se había decretado la muerte del ferrocarril, siguiendo las directrices del Banco Mundial (fasmoso por llevar a más de un pais a la pobreza más absoluta) y elevado a la categoría de dios al automóvil.

La ruta de la Plata no era más que otro pobre desgraciado más que no merecía vivir. No se había ganado ese derecho.

El oeste de España, pobre, despoblado, carente de inversiones era (parece que todavía lo es) una rémora dentro de una nueva España que avanzaba hacia la modernidad.

Hoy, 23 años después carecemos de tren y no se ha hecho aún las famosas carreteras que iban a permitir compensar el cierre del ferrocarril y que iban a callar la boca a los que se habían opuesto al cierre de la linea. ¿Le extraña al alguien?

En estos 23 años hemos padecido doblemente la ausencia de trenes y la penosa carretera que iba a arreglar todos los males.

El 1 de Enero de 1985 se cerraron por orden del gobierno mas de 3000 km de lineas de ferracrriles en toda España. En este paquete iban desde pequeños ramales que daban servicio a un par de pueblos hasta grandes líneas que articulaban (curiosamente) de forma no radial nuestro pais. Algunas de ellas formaban parte de lo que en tiempos fueron grandes compañías de ferrocarriles nacidas al finales del siglo XIX.

Entre ellas destacan tres grandes líneas que se cerraron en Castilla y León, eran el Santander-Mediterraneo, el Valladolid-Ariza y el Palazuelo-Astorga, en la Ruta de la Plata. Esta última con nombre propio. Castilla y León perdió (o se dejó, o no quiso) cerca de un tercio de los km de ferrocarril que entonces tenía.

Todas las lineas ferreas cerradas fueron previamente acusadas del mas alto delito que puede cometer una línea ferrea, ser ALTAMENTE DEFICITARIAS.

Quien conoce como se acaba con algo, sabrá que el cierre vino precedido por una campaña de argumentaciones de todo tipo con la misma coclusión pesimista, seguida de culpabilización y promesas de inversiones alternativas.

El hecho es que ese fatídico día 1 de enero, dejaron de circular trenes de viajeros por líneas que llevaban mas de 100 años uniendo y acercando personas y pueblos.